RT: Una eventual victoria del líder de izquierda en segunda vuelta consolidaría el giro progresista en América Latina. {{more}}
El expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, de 76 años, se impuso en una disputada primera vuelta de las elecciones de Brasil, con 47,88 % de los votos con un escrutinio del 97,07 %, y se medirá en el balotaje el 30 de octubre con el mandatario, Jair Bolsonaro, que registró un 43,68 % de los sufragios, mucho más de lo que vaticinaban los sondeos. 

La senadora del centroderechista Movimiento Democrático Brasileño (MDB), Simone Tebet, dio otra sorpresa al quedar en tercera posición (4,21 %), tras superar al centroizquierdista y exministro de Lula, Ciro Gomes (3,05 %).

Ambos serán decisivos en la segunda vuelta y este domingo sacaron menos puntos de lo esperado, en beneficio de los dos candidatos principales, lo que muestra la extrema polarización que vive Brasil y augura una muy reñida segunda vuelta.


Los otros siete candidatos sumaron, entre todos, poco más de un 1 % y la abstención alcanzó un 20 %. Lula consiguió su máximo apoyo en las regiones norte y noreste del país, mientras que Bolsonaro dominó en la región centroeste, sur y sureste.

«Algunas semanas turbulentas esperan a Brasil antes de la segunda vuelta el 30 de octubre. No importa quién gane la presidencia, el bolsonarismo estará muy vivo en el Congreso y el Senado. Si Lula gana, es probable que enfrente una feroz resistencia», escribió en Twitter el analista político Oliver Stuenkel.

Los brasileños también votaron para elegir a los 513 diputados, un tercio de los senadores, a los gobernadores, así como a cientos de diputados estatales y del Distrito Federal.
En los tres estados más poblados, Sao Paulo, Minas Gerais y Rio Janeiro, ganaron candidatos a gobernador aliados de Bolsonaro. En estos dos últimos estados, incluso en primera vuelta.

Bolsonaro, que ha sacado entre seis y siete puntos más de lo que apuntaban las encuestas y empezó liderando el conteo, tiene ahora el reto de revertir los resultados, algo que no ha pasado desde la redemocratización.
«La elección más importante»
«Esta es la elección más importante», dijo esta mañana el patriarca de la izquierda brasileña al depositar su voto en Sao Bernado do Campo, en Sao Paulo.

La victoria parcial de Lula en estos comicios sella su vuelta al ruedo político, tras el viacrucis que vivió cuando fue condenado por corrupción y encarcelado durante casi dos años, para después ser liberado en noviembre 2019 y recuperar sus derechos políticos.
El líder del Partido de los Trabajadores (PT) preparó entonces su sexta candidatura presidencial mientras la justicia le iba absolviendo en las casi 20 causas que tenía abiertas en su contra.

Por Mersales

Deja un comentario