Reportan que el G7 está cerca de llegar a un acuerdo para imponer topes de precios al petróleo ruso

Anuncios

Los países del Grupo de los Siete también están dispuestos a aplicar nuevas sanciones económicas a Moscú, según fuentes de The New York Times.

Los líderes del Grupo de los Siete (G7) están cerca de llegar a un acuerdo para imponer topes de precios al crudo ruso y están dispuestos a aplicar nuevas sanciones económicas a Moscú, informó este lunes The New York Times, citando funcionarios estadounidenses.

El acuerdo tendría como objetivo limitar la cantidad de dinero que Rusia puede ganar por cada barril de petróleo que vende en el mercado global, reduciendo los ingresos de los combustibles fósiles que recibe el país euroasiático. Asimismo, trataría de estabilizar los mercados, asegurando que el crudo ruso siga llegando a los consumidores de todo el mundo, incluso cuando los gobiernos occidentales imponen cada vez más prohibiciones a la importación de este en sus países.

Sin embargo, no se espera que en la reunión se resuelvan los detalles de cómo se aplicaría un tope de precios o qué nivel se fijaría. En su lugar, los líderes darán instrucciones a sus ministros de Finanzas para que trabajen en el plan en las próximas semanas y meses, según dijo un alto funcionario de la Administración Biden.

Washington ya aplicó una prohibición sobre el petróleo ruso y se espera que sus aliados europeos hagan lo mismo en los próximos meses. Sin embargo, los funcionarios estadounidenses no quieren que esas prohibiciones acaben sacando del mercado mundial de millones de barriles de crudo ruso al día, lo que podría incrementar los ya elevados precios globales y generar aún más inflación para los consumidores de todo el mundo. 

Por el contrario, los negociadores esperan aprovechar el hecho de que las empresas occidentales de banca, seguros y transporte marítimo facilitan gran parte de las exportaciones de petróleo de Rusia al resto del mundo y utilizar esas industrias como punto de quiebre para hacer bajar su precio.

Los líderes del G7 también tienen previsto anunciar una serie de sanciones económicas contra Rusia en su cumbre en en Schloss Elmau (Alemania). Estas sanciones incluyen las impuestas a las empresas estatales de defensa rusas y nuevas restricciones financieras contra personas que se cree que han cometido crímenes de guerra en Ucrania. También anunciarán nuevos aranceles sobre las exportaciones rusas, incluyendo aranceles estadounidenses sobre 570 grupos de productos que la Administración Biden estima que tienen un valor de unos 2.300 millones de dólares para Rusia.

Salir de la versión móvil